El uso del aire acondicionado aumenta considerablemente cuando inicia la época más calurosa del año, por lo tanto, es importante que prepares tu equipo de climatización para hacer un uso eficiente y evitar averías posteriores. Conoce cómo realizar la puesta a punto del aire acondicionado para disfrutar de su óptimo funcionamiento.

Antes de empezar a utilizarlo periódicamente, es recomendable que prepares tu aire acondicionado. Éstas pequeñas tareas de mantenimiento preventivo extenderán su vida útil y te ahorrarán dinero a corto y largo plazo.

¿Cómo preparar el aire acondicionado antes del verano?

Algunos pasos propios de la puesta a punto del aire acondicionado son bastante sencillos y podrás realizarlos tu mismo. Para ello te recomendamos revisarar el manual del equipo, porque algunas acciones se hacen de forma diferente según el modelo del aparato. Sin embargo, para otras de estas tareas necesitarás contar con la ayuda de un profesional autorizado.

Revisión de filtros

La buena calidad y pureza del aire depende del estado en el que se encuentran los filtros encargados de eliminar virus, bacterias y ácaros del ambiente. Para limpiarlos deberás abrir la tapa del aire acondicionado y retirarlos.

Ten en cuenta que estos filtros son extremadamente delicados, por lo que tendrás que tener mucho cuidado durante su manipulación. Sumérgelos en agua con un poco jabón y deja que se sequen completamente antes de volver a colocarlos. Esto último resulta muy importante para evitar la aparición de ácaros y bacterias que puedan provocar problemas respiratorios.

Revisión de unidad exterior

Es importante verificar que el tubo de desagüe y las entradas de aire del aparato exterior estén libres de obstáculos. Retira con cuidado cualquier tipo de suciedad acumulada en las aspas de la toma de aire para garantizar su correcto funcionamiento.

También es necesario limpiar la batería de intercambio que posee, ya sea usando un cepillo o con un soplador especial. Te recomendamos solicitar este servicio a un profesional. 

Eliminación de polvo en split interior

El Split se limpia pasando por las rejillas un paño humedecido con agua y jabón neutro. Una vez que has eliminado toda la suciedad debes secar completamente el Split, usando para ello otro paño seco y suave.

De nuevo, tendrás que ir con cuidado y no forzar excesivamente el movimiento de las lamas para que no se rompan.

Verificar la carga del gas refrigerante

Es importante observar que el aire acondicionado tenga la carga adecuada de gas refrigerante, pues de ello depende el óptimo funcionamiento del equipo. En caso de que tengas que recargar con cierta frecuencia el gas puede que exista una fuga, la cual te recomendamos reparar lo más pronto posible.

Para este paso deberás solicitar el servicio a un técnico autorizado para que lleve a cabo las acciones necesarias y así asegurarte de que todo está en orden.

Usa el aire acondicionado de forma consciente

Junto con la correcta puesta a punto del aire acondicionado, su funcionamiento eficiente también dependerá del uso realizado por el usuario. Hacerlo trabajar de manera responsable nos asegurará ahorrar en la factura energética y disfrutar de un ambiente confortable.

Procura no mantener encendido el aire acondicionado durante todo el día y la noche, ya que esto genera un consumo de energía eléctrica bastante elevado. Por tanto, te recomendamos aprovechar los períodos más frescos del día para abrir las ventanas de la vivienda y permitir que el viento ingrese y circule por el lugar.

También es importante que al encender el equipo selecciones una temperatura adecuada para mantener la frescura necesaria y que los niveles de humedad sean bajos.

Para disfrutar de un equipo eficiente, ofrecemos la opción de contratar un plan de mantenimiento anual con nuestros equipos de aire acondicionado ¡infórmate!